Con la llegada de un nuevo año, y como todos los años, nos proponemos nuevos objetivos. Aprender inglés, hacer deporte, sacar el carnet de conducir, aprobar la asignatura que queda pendiente de la carrera, encontrar trabajo…; pueden encontrarse entre tus metas para el nuevo año o, quizás, para la nueva etapa de tu vida, el nuevo curso, tu nuevo estilo de vida, etc.  

Un nuevo año, un nuevo ciclo o un nuevo curso se nos plantea como un libro en blanco en el que queremos escribir la historia a nuestro modo y, en la medida de lo posible, así debe ser. Pero muchas veces se nos hace difícil cumplir con nuestros objetivos. A veces las circunstancias. A veces nosotros mismos. Al final, terminamos pensamos que sin saber bien por qué no los logramos.

Vamos a ver unos consejos para ayudarte a conseguir los objetivos que te has marcado.

1) Identifica tus objetivos

Identifica cuáles son esos propósitos que quieres cumplir. Sé objetivo y coherente. No pienses hacer cosas que son realmente imposibles. Pero tampoco dejes de lado algo porque parezca imposible a simple vista. Haz una lista con los objetivos por orden de importancia y que podrías hacer. Es el primer paso: saber qué hacer.

2) Planifícate

Es fundamental planificar el tiempo para cada objetivo. No todos los objetivos tendrás que cumplirlos a la vez. Podrás planificar el año para repartir y desarrollar tus nuevas propuestas a lo largo de los meses. Por ejemplo, aprender a nadar puede ser más interesante y agradable en verano mientras que aprender inglés puede ser más interesante para meses menos estivales.

3) Fija metas

Una vez identificados los objetivos y planteados en tiempo, es hora de fijar unas metas asequibles.

Para poner un ejemplo, pensemos en La Vuelta Ciclista a España. Como todos saben, es una carrera de fondo. El ganador es el que consigue completar todas las etapas en el menor tiempo posible. En este caso, cada día es una etapa diferente. Para terminar la carrera hay que terminar primero con todas las etapas.

Como en La Vuelta, nuestras metas tendrán etapas intermedias que tenemos que identificar y volver a planificar. Pensar en pequeñas metas que a la larga nos harán cumplir nuestro gran objetivo es mucho más sencillo, efectivo, fácil de cumplir, que nos dará satisfacción rápidamente y nos reforzará para continuar.

Es fundamental que plantees la división de objetivos en otros más pequeños y alcanzables, ya que de lo contrario puedes agobiarte pensando en lo distante que te queda el conseguir el objetivo final.

4) Persiste

Esto es quizás lo más difícil, persistir. Es normal empezar a ir al gimnasio o a clases de inglés y dejarlo a la mitad. La fijación de pequeñas etapas te ayudará a persistir. Piensa en cada pequeña etapa como la más importante, te ayudará a ser persistente.

Por ejemplo, piensa que lo más importante no será completar el curso de inglés o llegar a verano sin haber abandonado el gimnasio, sino ir a la próxima clase de inglés o ir al siguiente día de gimnasio. Piensa en cada etapa como la más importante de todas para cumplir con el objetivo final.

5) Sé positivo

No pierdas desde el minuto cero. Empezar pensando que no podrás cumplir nada es simplemente “perder desde el minuto cero”. Intenta evitar ese pensamiento. Cumple tus pequeñas etapas y créete tú mismo que podrás llegar al siguiente objetivo. Si no se tiene una actitud positiva difícilmente podrás conseguirlos.

6) Recompénsate

Conseguir un objetivo completo o una pequeña etapa, cualquiera de estos dos logros (porque hay que mirarlos como logros), son suficientes para que tú mismo te des una recompensa. Unos logros requerirán una gran recompensa, otros una pequeña recompensa. Pero después de lograr algo “date un regalo“.

Tan sencillo como, por ejemplo, después de una dura jornada de gimnasio darte un baño relajante o después de un examen complicado ir a relajarte a tu restaurante favorito. Cualquier cosa que te haga sentirte bien valdrá.

 

Después de estos 6 consejos, no olvides que lo más importante es ver las cosas desde un punto de vista que te permitan avanzar, ser positivo y, así, lograr cualquier objetivo que te propongas para el nuevo año, nueva vida, nuevo ciclo o nuevo trabajo. En definitiva y, como dice la frase, “querer es poder“.

Así que, ¿qué objetivos VAS a cumplir?

Photo Credit: patriziasoliani

Comparte este artículo si te resultó interesante. ¡Gracias!


Comentarios cerrados.